Noticias del Campo

El mercado inmobiliario rural cayó un 33,4% en el mes de agosto

 

La Cámara Argentina de Inmobiliarias Rurales (CAIR) fue la encargada de expresarlo en un informe. El retroceso fue por el aumento del tipo de cambio, la inflación y las tasas.

 

De acuerdo a los últimos datos aportados por la Cámara Argentina de Inmobiliarias Rurales (CAIR) la actividad del mercado inmobiliario rural cayó un 33,4% durante el pasado mes de agosto, en la comparación interanual, y un 5,2% en relación a julio de este año.

Las estadísticas surgen del Índice de Actividad del Mercado Inmobiliario Rural (InCAIR), el cual refleja el nivel de actividad del mercado inmobiliario rural en todo el país y se conforma, principalmente, en base a la cantidad de campos publicados en el mercado, tanto para la compra-venta, como así también en el rubro alquileres. Otro parámetro utilizado para la medición de la actividad, son las operaciones concretadas durante el periodo analizado.

Según explicaron los integrantes de la Cámara, la caída del mes de agosto fue como consecuencia de la devaluación, la inflación y las altas tasas que se han transformado en una especie de “combo letal”, que derivó en un freno “a las decisiones de compra de campos que ya estaban avanzadas y postergaron las operaciones nuevas ante la incertidumbre y por cierto temor en el futuro”.

Por otro lado, desde la CAIR compararon al mes de agosto con los comienzos de este año, “agosto reflejó un índice de actividad de magnitud similar al mes de enero y expresó claramente un fuerte freno en la actividad inmobiliaria rural”.

Por su parte, Pedro Bauzá, integrante de la Comisión Directiva de dicha
cámara, en declaraciones a la agencia NA, dijo que el mercado inmobiliario
rural “está parado”. Fue en el marco de la V Jornada Nacional de Actualización del Sector Inmobiliario Rural que organizó el pasado viernes la entidad en la Capital Federal.

“Hasta ahora todas las conjeturas que tenemos es que estamos en un momento para esperar en las operaciones, para que los precios se vayan reacomodando, que en el futuro compradores y vendedores se avizoren más claros y de ahí empezar a estabilizarse los valores. Hoy por hoy no existe un valor establecido para definir. Decir un precio es general. En la zona núcleo productiva los campos, que no hay uno igual a otro, están alrededor de 15 mil dólares la hectárea de los muy buenos, pero es generalizar mucho”, señaló Bauzá.

El directivo de la CAIR sostuvo: “Si bien hay algunas averiguaciones por parte de posibles clientes, el mercado está parado en este momento. Es más mercadería ofrecida que lo demandado y los compradores están muy expectantes y observando hasta dónde van a llegar los precios”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s